4 thoughts on “EL DIABOLICO EFECTO DE LAS DROGAS 14

  1. Pobre alma perdida., el Diablo que Dios lo reprenda, no descanso hasta verla destruida por eso hay que aconsejar a los jovenes a que no le habrán las puertas al diablo para que no los maneje como titeres porque el se enoja cuando uno esta bien y brinca de alegría cuando ve a un ser humano tirado al abandono. Recordemos que nosotros no somos cualquier cosa ya que estamos hechos a imagen y semejanza de Dios por eso debemos de amarnos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *