Su sueño era ser una actriz famosa, pero fue hallada muerta en una cisterna

Su sueño era ser una actriz famosa, pero fue hallada muerta en una cisterna

Su sueño era ser una actriz famosa, pero fue hallada muerta en una cisterna

Ciudad de México – El sueño de la joven Carmen Yarira Esparza Noriega de 27 años, se vieron truncados el 18 de febrero del año pasado. La familia la buscaba con desesperación, pues se pensaba que había sido víctima de trata de personas. Las esperanzas de volver a verla con vida desaparecieron cuando su cadáver fue encontrado en la cisterna del edificio donde vivía.

El 23 de diciembre de 2014, el complejo de departamentos del Residencial Grand Chapultepec presentó una avería. Los encargados de mantenimiento abrieron la cisterna que provee de agua a 50 lujosos departamentos rentados, ubicados en Río Atoyac 89., colonia Cuauhtémoc; y fue allí que finalmente encontraron flotando y en avanzado estado de putrefacción al cadáver de la joven desaparecida.

El agente del Ministerio Público hizo el levantamiento del cuerpo y fue enviado al Instituto de Ciencias Forenses en busca de pistas que ayuden a esclarecer las causas de su muerte.

Al momento de su desaparición, «Yaris», como le decían sus amigos, vestía ropa deportiva. Vecinos dicen haberla visto por última vez saliendo del edificio, mientras otros la vieron salir del gimnasio donde solía asistir.

Su sueño era ser una actriz famosa, pero fue hallada muerta en una cisterna 2

Durante su desaparición su familia lanzó campañas de búsqueda en las redes sociales. En las calles su fotografía fue colocada junto a una breve descripción de la joven que aspiraba a ser actriz: Tez blanca, ojos medianos, cabello ondulado teñido de castaño, 1.53 metros de estatura y complexión delgada.

“Comunidad facebookera, nuestra compañera y amiga, Yarira Noriega, está desaparecida desde el martes de la semana pasada, ¡difundan la información para poder dar con ella lo antes posible!”, decía uno de los mensajes difundidos en las redes sociales.

No fue hasta el 23 de diciembre, víspera de Nochebuena, cuando autoridades les pidieron a la familia reconocer el cadáver de la joven hallada, el cual fue identificado por su operación de nariz, así como sus implantes en busto y cadera.

El caso está en manos de la Procudaría General de Justicia del Distrito Federal, quienes indagan la muerte de la hermosa joven que soñaba con ser actriz, Carmen Yarira Esparza Noriega.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *