Cosas que nadie te dirá sobre la ligadura de trompas…

La ligadura de trompas, también conocida como esterilización tubárica o esterilización tubárica por laparoscopia, es un tipo de método anticonceptivo permanente. Este método fue desarrollado por el ginecólogo y cirujano estadounidense, Ralph Hayward Pomeroy.

Durante la ligadura de trompas, las trompas de Falopio se cortan, se atan o se bloquean para prevenir permanentemente el embarazo. Un intento de reversión de la ligadura de trompas implica cirugía para reabrir, desatar o reconectar.

 

Las parejas optan por la esterilización por el alto costo de la anticoncepción, y no solo hablando monetariamente, sino también física y emocionalmente; por lo que debes considerar tomar esta decisión antes de hacerlo.

La ligadura de trompas es uno de los métodos anticonceptivos más eficaces que existen. Se dice que la esterilización femenina tiene una eficacia del 99,5% en la prevención del embarazo. Para comparar, un DIU de cobre llega al 99.2%; un implante hormonal al 99.95%; y la píldora, el parche y el anillo al 91%. Con respecto a los condones masculinos su efectividad queda un poco más atrás, 82%. Nada es perfecto, claramente, pero sus probabilidades de quedar embarazada después de haberse ligado las trompas son mínimas.

Ligadura de trompas consecuencias:

Entre los efectos secundarios de una ligadura de trompa tenemos la disminución del apetito sexual.

El aumento de peso.

El cabello se hace más fino y favorece la pérdida de cabello.

Desordenes hormonales. El desequilibrio hormonal que resulta después de un LT es que las células diana o receptoras que son importantes en la transmisión de mensajes hormonales son dañadas, destruidas, y/o removidas durante la cirugía de ligadura de trompa. Estas células receptoras actúan como un teléfono, enviando mensajes al cerebro. Estas células diana/receptoras se encuentran dentro de la trompa de Falopio.

Problemas emocionales, como depresión o aumento de la ansiedad.

Aumento dramático en el riesgo de padecer cáncer.

Aumento de las probabilidades de los coágulos de sangre y causar graves problemas de salud.

Otros síntomas, como períodos dolorosos fuertes pueden ser causados por un desequilibrio hormonal, pueden ser causados por adenomiosis (comprada por el músculo del útero y el tejido dañado, efectuada por la cirugía de TL que afecta el suministro de sangre a las áreas de ese órgano/músculo) o por una combinación de ambos. El dolor también puede ser causado por el retroceso del sangrado dentro de las trompas de Falopio selladas. El dolor pélvico puede ser uno de los efectos secundarios más debilitantes de una ligadura de trompas.

Los óvulos, producidos en los ovarios, no tendrán adónde ir sino al abdomen o a las trompas bloqueadas, donde el cuerpo los descompone y los reabsorbe. “Son tan pequeños que ni siquiera podemos verlos con nuestros ojos”, dice Edelman. “¡No te vas a llenar la barriga de huevos, tranquila!”

Un cierre incompleto de las trompas, lo cual podría aún hacer posible que se presente un embarazo.

Aumenta el riesgo de Embarazos ectópicos (fuera del útero) al quedar dañadas las Trompas de Falopio (aunque ocurre en muy pocos casos).

Un pequeño porcentaje de las mujeres en realidad mueren como resultado de una ligadura de trompas, y cualquiera que esté considerando este tipo de cirugía debe ser consciente de este hecho.

Pero ¿se puede revertir una ligadura de trompas?

Un procedimiento histeroscópico de oclusión de las trompas es muy difícil de revertir. Cuanto más joven sea la mujer, mayores serán las probabilidades de que se arrepienta de haberse hecho ligar las trompas a medida que vaya envejeciendo. Sin embargo, sólo entre el uno y el dos por ciento de las mujeres que se han sometido a la esterilización buscan una reversión de la ligadura de trompas.

Recuerda que la ligadura de trompas es permanente, por lo que no puedes cambiar de parecer más adelante. Es importante para cualquier mujer considere esta cirugía como un método de control de la natalidad se considera permanente.

Aunque las ligaduras de trompas pueden, en algunos casos, revertirse quirúrgicamente, este procedimiento representa una tarea quirúrgica importante. Una reversión tubárica sólo tiene éxito (es decir, el paciente concibe después del procedimiento) entre el 40% y el 80% de las veces.

Ahora bien, de esos fracasos es probable que el 15-20% sean embarazos ectópicos. El 84% de esos fracasos ocurrieron un año o más después de la esterilización. Según un estudio, aproximadamente el 5% de las mujeres que se han sometido a la ligadura de trompas tendrán un fracaso debido a un embarazo ectópico. El tiempo parece ser un factor, ya que el riesgo de fracaso aumenta después de 1 año o más de postoperatorio. El riesgo de embarazo ectópico es del 12,5% para las mujeres que se han sometido a la ligadura de trompas, que es un riesgo mayor que para las que no se han sometido a la cirugía.

La ligadura de trompas también puede realizarse inmediatamente después de tener un bebé a través de una incisión pequeña en el ombligo.

Si se someterá a una cirugía de ligadura de trompas tome en cuenta sus efectos secundarios, además de estas otras consideraciones:

Si una mujer siente que quiere una solución permanente para el control de la natalidad, debe discutir las opciones con un profesional de la salud. A veces, las mujeres más jóvenes que eligen la esterilización permanente se arrepienten de su decisión más tarde, cuando la pareja siente nuevamente el deseo de volver a ser padres. Cuanto más joven sea la mujer, más probable es que se arrepienta de haber elegido este método anticonceptivo, ya que es permanente.

Después de cualquier cirugía, es importante no levantar nada pesado durante una semana. El tiempo que le toma recuperarse completamente depende del tipo de cirugía que le hicieron. Después de una laparoscopia, generalmente toma alrededor de una semana. Después de una minilaparotomía, generalmente toma de 1 a 3 semanas. Si usted tuvo una minilaparotomía después de tener un bebé, su recuperación puede tomar más tiempo.

La mayoría de las mujeres regresan a sus actividades normales, incluyendo el trabajo, en unos pocos días, aunque se les puede aconsejar a algunas mujeres que no hagan ejercicio por un corto tiempo. Las relaciones sexuales pueden reanudarse cuando el paciente se sienta cómodo.

Descanse cuando se sienta cansado. Manténgase activo. Caminar es una buena opción. Permita que su cuerpo sane. No se mueva rápidamente ni levante nada pesado hasta que se sienta mejor. Puedes ducharte. Seque la incisión con palmaditas. No nade ni tome un baño durante las primeras dos semanas, o hasta que su médico le diga que está bien. Para la cirugía laparoscópica, probablemente necesitará

¿Existen alternativas a la ligadura de trompas?

Otro tratamiento que se puede hacer a través del histeroscopio se denomina procedimiento Essure, por medio del cual se colocan espirales en las trompas de Falopio para bloquearlas y evitar embarazos en el futuro.

Ligadura de trompas de Adiana. En este método de ligadura de trompas, se colocan dos pequeñas piezas de silicona en las trompas de Falopio. Durante el procedimiento, el médico calienta una pequeña porción de cada trompa de Falopio y luego inserta un pequeño pedazo de silicona en cada trompa. Después del procedimiento, se forma tejido cicatricial alrededor de los insertos de silicona, bloqueando las trompas de Falopio e impidiendo que los espermatozoides lleguen al óvulo. Este procedimiento ya no puede llevarse a cabo debido a una demanda y a una sentencia de la empresa responsable de Essure.