El Señor Es Mi Pastor nada me faltará

Cuántos de los que me están leyendo se atreven a creer en este versículo de la palabra de Dios?

Léelo, escúchalo y lo voy a decir lentamente para que lo repitas después de mí, con tu Boca, con tu Corazón, en tu mente, repítelo:

El Señor es mi pastor y nada me faltará…

El Señor es mi pastor y nada me faltará…

Recuérdalo, porque éste versículo de la palabra de Dios que está en el salmo 23 y es el versículo 1, será cada día tu fortaleza, será tu ancla, será la roca sobre la cual te pararás firme en esta semana y veas lo que veas y sientas lo que sientas, pase lo que pase, aunque la situación se vea muy difícil, quiero que lo creas, que lo digas, que lo hables, que lo sientas, que lo repitas, lo escribas en tu cuaderno, en un pedazo de papel.

Que lo pongas o pegues en tu en tu pared, encima de tu mesa. En tu refrigerador, en tu ventana, en tus puertas, para que lo leas, lo recuerde, lo repitas y lo hables y sobre todo que lo creas con todo tu corazón porque El Señor es tu pastor y nada te faltará…y si lo crees comparte esta nota con una persona que la necesita.

Lee en voz alta el salmo completo.

El Señor es mi pastor; nada me faltará.

En lugares de delicados pastos me hará descansar;

Junto a aguas de reposo me pastoreará.

Confortará mi alma;

Me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre.

Aunque ande en valle de sombra de muerte,

No temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo;

Tu vara y tu cayado me infundirán aliento.

Aderezas mesa delante de mí en presencia de mis angustiadores;

Unges mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando.

Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida,

Y en la casa de del Señor moraré por largos días.

Salmo 23 El Señor Es Mi Pastor  

El Señor es mi pastor nada me faltara

Salmo 23

 

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *