¿Tienes pelos en la lengua? Esta es la explicación de esta extraña enfermedad

Cuando el Dr. Yasir Hamad se enteró de que la lengua de una paciente se había vuelto negra, decidió que necesitaba verlo por sí mismo.

“Era el típico caso de libro de texto” de una afección conocida como lengua negra y peluda, señaló Hamad, profesor asistente del Departamento de Medicina de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington en San Luis. Hamad hizo publicó el caso en el New England Journal of Medicine.

¿Por qué se vuelve la lengua negra y peluda?

A pesar del nombre, la lengua negra y peluda no es pelo en absoluto. Se refiere a diminutas protuberancias en la lengua, llamadas papilas, que se han alargado y se han vuelto negras. Según una revisión del año pasado estas protuberancias, normalmente de menos de un milímetro de largo, pueden alcanzar entre 12 y 18 milímetros.

A medida que las papilas crecen, se cree que atrapan partículas microscópicas de alimentos, dando a las bacterias y otros microbios la oportunidad de desarrollarse en la lengua, causando una extraña decoloración.

La lengua negra vellosa es un efecto secundario poco común e inofensivo de algunos medicamentos, pero también puede estar relacionado con el tabaquismo, la mala higiene bucal y ciertas afecciones médicas.

Según su informe, la paciente de Hamad, una mujer de 55 años llamada  Soyoung Shin había recibido un antibiótico llamado minociclina para tratar la infección de una herida tras un accidente automovilístico. Al cabo de una semana, su lengua se volvió negra, comenzó a sentir náuseas y tenía un sabor desagradable en la boca.

“Aunque esto parezca aterrador, lo bueno es que en realidad es reversible”, aseguró Hamad. Cuatro semanas después de que los médicos cambiaron su régimen de medicamentos, la lengua de la paciente volvió a su color normal.

No está claro exactamente qué tan poco común es esto, aseguró Hamad, pero es el primer caso que ve en 10 años de práctica.

Si su lengua comienza a verse sospechosamente negra y peluda, agregó, no se asuste y “consulte con su médico de cabecera, porque algunas otras condiciones pueden parecerse a ésta”.

“Hay muchas cosas que se pueden diagnosticar con sólo examinarse la boca”, dijo Hamad, con un mensaje para los demás médicos. “Esa es la lección: Doctor, no ignores esa parte del cuerpo cuando examines al paciente”.