Oracion para bendición “este lunes”.

 

Busca la oración mas abajo:

El 100 % de las veces que oramos nuestra oración es sincera. Dios ya sabe lo que necesitamos, y también entiende cuando físicamente no sentimos el deseo de orar. Si les paso a los discípulos, también puede pasarnos a nosotros:

Se quedaron dormidos cuando deberían de estar velando. No debería de suceder, pero sucede, y si te llega a pasar Dios también te puede dar la fuerza para iniciar y acabar tu oración.

De cualquier manera, si por diversas circunstancias no pudiste orar, cuando te disponías a hacerlo, tampoco te sentirás culpable. Dios te entiende, lo que a Él no le gusta es cuando voluntariamente somos negligentes en darle el tiempo que él se merece. ( Lee la oración abajo de esta imagen)

Dios mío pongo en tus manos la semana que empieza, especialmente este lunes. Hoy empiezan muchas cosas en mi vida, hoy continúo luchando por mis sueños, hoy vengo a ti con humildad y con deseos de servirte, te pido que me bendigas, porque sin ti nada de lo que yo hago tendría sentido.

Tu palabra dice: Si tu no edificas la casa, En vano trabajan los que la edifican; Si tu no guardas la ciudad, En vano velan los guardias.

No puedo guardar en mi corazón el falso orgullo de que yo lograré grandes cosas esta semana por mí mismo y sin tu ayuda. Pero reconozco que sin tu amor y poder ni las hojas de los árboles se mueven.

Toda bendición y cosa perfecta viene de ti, y acepto mi responsabilidad de poner por obra tu palabra y de ser diligente en mis asuntos diarios, sin descuidar buscarte, procurando el trabajar con ahínco, y tratando bien a todas las personas que encuentre en mi camino. Pero, aunque yo fuese perfecto y todo lo hiciese bien, aun así, dependo de tu bendición.

Eres tú mi proveedor, eres tú mi sanador, eres tú quien me cuida, eres tú el que me enseña. Eres mi Dios mi salvador, mi amigo.

Por tu gracia estoy de pie, por tu muerte en la cruz mis pecados son perdonados y olvidados, por el poder de tu sangre puedo enfrentar huestes de maldad y toda fuerza que se oponga a tu bendición.

Por tu resurrección me has dado la gracia de levantarme cada día nuevamente en el glorioso poder de tu Santo Espíritu sabiendo con seguridad, que ni la necesidad, ni la tribulación, ni la persecución, ni la angustia, ni el peligro, ni los enemigos, nadie podrá apartarme de tu amor, ni desviarme de tu divino plan, ni arrancarme del corazón este bello amor que siento por ti, ni ese sincero, amor puro y divino que tú me has mostrado y con el cual está sellada mi alma.

Hoy lunes declaro que esta semana tu bendición estará sobre mi vida y mi familia, y que cada día de la semana una nueva sorpresa, un nuevo detalle de tu amor me mostraras y en las cosas buenas y aun en las situaciones difíciles yo podré sentir tu amor y tu cariño.

Entrego a ti mi semana, mi vida, mi familia, mi futuro, En El Nombre de Jesús, 

Amén

Escrita por Hermes Alberto Carvajal