Déjame Compartir Mi Vida Junto A Ti

 

Según puedo ver, ya ha pasado mucho tiempo desde que nos conocimos.

Nos hemos convertido en grandes amigos y hemos compartido muchos sentimientos.

 

Durante estos meses ambos pasamos increíbles e inolvidables momentos
y la relación de amistad entre ambos, de manera considerable, ha ido creciendo.

Pero últimamente me he percatado de algo muy importante,
me he llegado a dar cuenta de que, si tú no estuvieras, no dejaría de extrañarte.
He llegado a darme cuenta de que en mi vida te has convertido en alguien infaltable,
y que de ti ni por un segundo quisiera alejarme.

 

Te has convertido en esa maravillosa persona que me alegra la vida.
La princesa bella que me logra sacar siempre una sonrisa.
La mujer hermosa que en todo a mí me fascina
y la bella persona que en los momentos difíciles me anima.

 

Sé que leyendo esto ya te habrás dado cuenta de a que quiero llegar…
Por esta razón, lo que deseo en este mismo instante te lo voy a revelar.
Sin embargo, es algo muy complicado y tengo un poco de temor en que no vayas a aceptar,
pero no quiero que pase más tiempo, ni mucho menos perderte sin antes luchar.

 

Te soy sincero al decirte que no me gustaría pasar ni un día sin verte.
No me gustaría que algún día tú tuvieras que alejarte,
me sentiría muy mal, si tu cálida compañía dejaras de brindarme.
No resistiría la inmensa tristeza que me produciría extrañarte.

 

No me parecería justo el tener que separarme de ti de manera definitiva.
Sería como dejar de lado lo más valioso que he tenido en mi vida
o como perder el mayor tesoro que podría hallar mientras viva,
pues solo tú conviertes mi vida en una hermosa y tierna maravilla.

 

Quiero que seamos mucho más que simples amigos.
Anhelo y deseo con todo mi corazón formar una pareja contigo;
que unamos nuestras vidas, nuestros senderos y nuestro destino
para lograr juntos todas los anhelos que durante la vida hemos tenido.

 

Yo prometo que cuidaré el lindo corazón que tú tienes.
No permitiré que nadie lo lastime, ni le suceda nada que no conviene;
pues mi corazón, lo mismo que tu corazón,  también siente
y cada vez que estás triste, mi corazón se resiente.

 

Lo que yo busco para ti es tan solo tu felicidad.
Quisiera quitarte de manera definitiva la soledad,
siendo este amor un amor que nos traiga libertad
y que nos permita a ambos huir de toda tempestad.

 

Prometo que nunca en mi vida te haré llorar,
más bien dedicaré todos mis días para tu felicidad lograr.
Por esta razón, miles de poemas planeo escribir.
Muchos regalos bellos con amor te voy a dar,
pues muchas cosas por ti trataré de inventar
de manera que sepas que te amo como nadie más.

By: Cristian Flores


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *