La respuesta de Dios viene en camino.

Entendemos que Dios nos oye, y la mayoría creemos firmemente que Él nos responde. Si decimos que su bendición viene en camino, ¿qué bases tenemos para afirmarlo?  Si has leído la biblia, no necesitas que te conteste esta pregunta, porque ya sabes que voy a decir, pero por si no te acuerdas, estas son las razones:

 

Existen muchos casos y testimonios en las escrituras que nos afirman una y otra vez que: Los ojos del SEÑOR están sobre los justos, y sus oídos atentos a su clamor.  Salmo 34:15

 

Personas que no entienden la justicia divina y la gracia de Dios, lo primero que dicen es: Pues sí, Dios está atento al clamor de los justos, pero no de los míos….  Pero la verdad es que Dios considera 100% justos ante El a todos los que se han arrepentido de sus malos caminos, y han aceptado el perdón de Dios a través del sacrificio de Jesús.

Si tú, en tus cinco sentidos, y sin presiones de nadie, has entendido que necesitas el perdón de Dios, y has tomado la decisión de entregar tu vida a Jesús para siempre, entonces tu eres justo. Dios está atento a tu oración, y obvio que está listo para contestarla.

 

Te estoy hablando de seriedad, no de “religiosidad”. No creemos en Jesús para agradar a nadie, ni para pertenecer a alguna iglesia. Tampoco para ser perfectos en esta vida. Nadie lo es. Tratamos de conducirnos lo mejor posible, pero Dios esta ahí para recordarnos su perdón eterno cada vez que caemos, voluntaria o involuntariamente. Si, así es, en ambos casos hay perdón.

Se trata aquí, de tu relación con Dios, no de tu relación con las iglesias, o denominaciones. Si ellos te rechazan por algún error tuyo, el amor de Dios continúa intacto, tu relación con El permanece, a menos que prefieras creer en los seres humanos y aceptes en tu corazón la falsa imagen que ellos tienen de ti.

 

Así que, estando tu caminando con Jesús, tus oraciones son escuchadas, y tu respuesta viene en camino. Eso es seguro. Tal vez ya la tienes enfrente de ti. Abre tus ojos.