Eres Mi Bendición De Parte De Dios

Siempre supe que tengo un Dios que me bendice de una manera sobrenatural.

 

Día a día he conocido esa bendición inmensamente grande.
Fui bendecido en mis estudios, en mis trabajos y en muchas cosas agradables,
pero no imaginé que me esperaba una bendición mucho más grande.

 

Esta bendición fue encontrarte en medio de mi camino.
Fue tu compañía, tu presencia y ese amor que compartes conmigo.
Fueron tu amistad y tu amor los que dejaron mi soledad en el olvido
y todo esto fue parte de un maravilloso propósito divino.

 

Esa bendición fuiste tú, mi amada, mi princesa, mi amor.
Fue tu llegada la que en mi vida puso mucho más color.
Contigo algo muy hermoso en mi vida comenzó
y esto fue el propósito de formar una familia contigo, mi amor.

 

Estar contigo es lo mejor que me ha podido pasar,
pues eres la mujer con la que nunca dejé de soñar.
Pasar el tiempo a tu lado es el mejor sueño hecho realidad,
y cuando no estás, en ti me paso todo el día sin dejar de pensar.

 

Eres una gran bendición que, gracias a Dios, llegó a mi vida.
Conviertes el aburrimiento en diversión; los días tristes en días llenos de alegría
y haces que todos los días, de mi corazón, salga una nueva poesía.

 

Ahora confiadamente puedo decirte: te amo sin límites ni medidas.
Los momentos más agradables los paso junto a ti, mi vida.
Ahora sin temor puedo decir que encontré lo que quería,
tú trajiste a mi vida todo lo que falta me hacía.

 

Yo sé que este hermoso amor que compartimos no es una casualidad.
Considero que es casi imposible que algo así suceda con facilidad,
ya que esto es algo que sobrepasa los límites de la realidad.
Sin embargo, es algo totalmente cierto y una completa verdad.

 

Solo los que han confiado en Dios pueden disfrutar de algo tan hermoso.
No cualquiera puede disfrutar de esta bendición que tenemos nosotros,
pues las relaciones del mundo generalmente tienen un tiempo corto
y es porque ellos no han puesto a Dios como la prioridad en todo.

 

Solo Dios hace posible cosas tan increíbles,
demostrando de esta forma que para Él nada es imposible.
Él es el autor de las todas las cosas que en esta tierra existen
y su mayor anhelo es ver felices a los humanos que en esta tierra viven.

 

Nosotros somos parte de esas personas bendecidas por el Señor.
Hemos comprendido que de Él siempre vino y vendrá lo mejor.
Él siempre sabe qué es para sus hijos lo mejor
y se los da, por su misericordia y por su inmensa bondad.

 

By: Cristian Flores


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *