¡El bebé “más prematuro” que haya nacido pronto cumplirá pronto 4 años!

Courtney Stensrud y su marido vieron llegar al mundo a su niña de sólo 21 semanas. El hecho de que la bebé naciera con vida fue un verdadero milagro: “Puede que sea la sobreviviente más prematura conocida hasta la fecha”, según lo publicado en la revista Pediatrics.

Fue en 2014 cuando una emergencia médica llevó a Courtney al Methodist Children’s Hospital en San Antonio, Texas, donde se vio obligada a dar a luz a su bebé prematuramente. “Hubo historias de 22 y 23 semanas, pero nada de 21 semanas. Así que, sabía que había poca o ninguna posibilidad de supervivencia o viabilidad a las 21 semanas de gestación”, dijo Courtney. Pero Courtney se llevó una sorpresa, pues, aunque los médicos le informaron que había muy pocas posibilidades de que el bebé de 15 onzas sobreviviera, todavía había un poco de esperanza.

“Aunque lo estaba escuchando, sentí que algo dentro de mí decía: ‘Ten esperanza y ten fe’. No importaba que tuviera 21 semanas y cuatro días. No me importaba”, dijo Courtney.

“Mientras le hablaba, le dije: ‘¿lo intentarás?’ Y dijo que lo haría, y casi 4 años después, tenemos a nuestro pequeño milagro con nosotros”, dijo Courtney.

Realmente es un milagro que la niña haya sobrevivido, ¡ahora tiene 3 años y está próximo a cumplir los 4! Courtney sabe lo asombroso que es esto, y usa su asombrosa historia para animar a otros.

“No cuento mucho su historia, pero cuando lo hago, la gente se sorprende”, dijo Courtney. “Si hay otra mujer que esté pasando por la experiencia que yo tuve y está buscando en Google, podrá encontrar esta historia y podrá tener un poco de esperanza y un poco de fe”.

El Dr. Kaashif Ahmad estuvo allí durante todo el proceso y está igual de sorprendido por el progreso de la bebé, pero advierte que no todas las situaciones terminan como las de ella. “Es muy posible que haya habido muchos bebés de 21 semanas que han logrado sobrevivir en otros lugares o que no tuvieron resultados positivos, y, por esa razón, no hemos oído hablar de ellos”, dijo Ahmad. “Informamos de este caso porque después de la reanimación le fue bien, pero es posible que se trate de un caso extraordinario y que no debamos esperar lo mismo de otros bebés. Tenemos que aprender más antes de sacar conclusiones”.

A Courtney se le adelantó el parto debido a una ruptura prematura de membranas y a una infección común de la membrana placentaria llamada corioamnionitis, según el informe. “Pero cuando la madre nos pidió que hiciéramos todo por su hija, a pesar de no tener ninguna razón para creer que la bebé sobreviviría, tomé la decisión de proceder con una reanimación vigorosa”, dijo Ahmad. “Así que la pusimos bajo un calentador, escuchamos y escuchamos su ritmo cardíaco, lo cual no esperábamos necesariamente”, dijo. “Inmediatamente pusimos un tubo de respiración en sus vías respiratorias. Comenzamos a darle oxígeno, y muy rápidamente, su ritmo cardíaco comenzó a aumentar. Lentamente cambió de color de azul a rosa, y en realidad comenzó a moverse y a respirar en pocos minutos”.

¡Comparta esta historia de esperanza para animar a otros!